POR QUÉ

¿Por qué nos preocupa nuestro aspecto físico?

Hace tiempo que me realicé esta pregunta ¿por qué?
Si tal y como afirman algunos, nuestro aspecto físico es algo superfluo, si cuidar de nuestra apariencia es fútil,
¿Nos habremos vuelto una mayoría tontos? ¿Quizá hemos perdido el norte?
Pues NO, rotundamente no.
Es algo lógico y normal, me explico:
No es un problema de narcisismo global, no es que tengamos una autoestima baja y queramos suplirlo con nuestro aspecto
(que en algún caso, bien podría ser),
es simplemente la necesidad de gozar de buena salud.
 Nuestra mente asocia la salud con el buen aspecto.
Por tanto cuando vemos que tenemos un buen aspecto,
nuestro inconsciente reconoce que todo va bien.
Otra asociación lógica que realiza nuestra mente de forma automática e inconsciente, es entre juventud y salud.
Un joven, por lo general, goza de mejor salud que un anciano, y como nuestros más preciados tesoros son el tiempo y la salud, vernos jóvenes nos convierte en los más ricos del universo.
No es de extrañar que a partir de una determinada edad, y cada x períodos de tiempo, algunas personas elijan y cambien hábitos y compañías, que les hagan  retomar una renovada juventud.
Además tenemos que tener en cuenta que cada vez somos más longevos, y como el chasis dura más años, no queremos que sean más años de baja calidad, sino más años de la mejor calidad.
  
Para conseguirlo lo ideal es que nos sintamos bien y por tanto
esto se refleje en nuestro aspecto, pero, ¿y si no es así?,
¿y si sentirnos bien es difícil en algún momento de nuestras vidas?,
sea por la razón que sea, cada uno tendrá motivos distintos, pero no voy a entrar en ellos, no me interesan las causas, sólo me interesan las soluciones. Así que  para obtener una solución o herramienta útil que ayude a enderezar las cosas hacia donde nos interesa, pondremos nuestras energías en obtener un excelente aspecto, para que así le llegue el mensaje a nuestro subconsciente de que ahí fuera todo va bien.
Quizá no será suficiente para todos los casos,
pero seguro será un empujón positivo que servirá para continuar trabajando, a cada uno, en el sentido que le toque.
Así que propongo utilizar todas las herramientas posibles
para mantener un buen chasis,
cuidar con cariño nuestra máquina (buena alimentación, deporte . . .)
y construir el diálogo interno más coherente posible.
Todo esto nos otorgará un fantástico aspecto,
y nos garantizará una larga y bonita vida.
No estamos locos, sabemos lo que queremos . . .
Piluka de Echegaray – www.personalshopperdeluxe.com
Asesora de Imagen
Coach Personal


No hay comentarios

Añadir más